TPH INICIA UNA NUEVA LÍNEA DE ACCIÓN SOLIDARIA PARA AYUDAR A HAITIANOS

La realidad de los más de 250 inmigrantes haitianos que hoy residen en Barrio Norte de Concepción, se torna cruda cuando se mira de cerca.

Sin embargo, la lucha diaria de este grupo de foráneos por lograr la estabilidad económica y social en un país totalmente ajeno al suyo, no cesa ni siquiera con las limitaciones que, en la mayoría de los casos, les presenta el idioma.

Esto, gracias a la ayuda de los vecinos del sector, quienes han aportado, en gran medida, a que estos haitianos puedan sobrellevar de una manera más amena las consecuencias de la inmigración.

En ese contexto, el equipo de Fundación Trabajo para un Hermano (TPH) ha querido atender a esta problemática social, iniciando una nueva línea de trabajo solidario, que va en favor de enseñar español a haitianos de Concepción, para aportar a su inserción social.

 

¿Qué hacemos?

 De acuerdo a nuestra misión, fomentamos el aprendizaje del idioma español a inmigrantes haitianos que llegan a nuestra ciudad en búsqueda de nuevas oportunidades laborales, aportando con compromiso y excelencia de lecciones significativas para  mejorar sus condiciones de vida.

 

 

¿Quiénes pueden participar?

Pueden recibir clases gratuitas de español todos los inmigrantes haitianos que han llegado hasta Concepción en búsqueda de superación.

 ¿Cómo y cuándo participar?

Los interesados pueden inscribirse para recibir clases gratuitas en nuestra casa, ubicada en Juan de Dios Rivera 1364, Barrio Norte. Las jornadas se están realizando todos los sábados, de 16 a 18 horas.

 

 

 

 

MIRADA A FUTURO

Como fundación no sólo nos interesa insertar socialmente a nuestros vecinos inmigrantes, sino que en un futuro no lejano, también nos importa aportar a su inserción laboral. Para hacer realidad este sueño y llevar a cabo de una manera más seria y profesional este plan piloto, hemos querido generar redes de colaboración con diferentes actores locales.

En ese contexto, nuestra primera mesa de trabajo contó con la participación de 11 actores sociales.

  • Marta Cortés del Ministerio de Desarrollo Social
  • Ernest Noel de Cesfam Tucapel
  • Javier Lara de Seremi Salud
  • Aileen Calzadilla del Comedor Capilla C. Peregrino Sta. Sabina
  • Álvaro Benavides de FONASA
  • Blanca Costa de Vicaría Pastoral Social
  • Erna Ugarte TPH
  • María Cristina Huerta de Dirección del Trabajo
  • Patricia Concha de Seremi Educación
  • Claudia Pino Cruz de Seremi de la Mujer
  • Maryorie Nelson de Organización de Venezolanos

 

 

¿Cómo colaborar con este proyecto solidario? 

En Fundación Trabajo para un Hermano Concepción estamos dispuestos a recibir la colaboración de quien desee aportar a la iniciativa. Estamos abiertos a ampliar nuestra red de contactos con el fin mayor de ayudar a nuestros vecinos inmigrantes. Pueden escribirnos a contacto@tphconcepcion.com

 

COMPROMISO REAL

Fenel Edmond

Nuestro compromiso con los inmigrantes haitianos busca ser constante. De hecho, el 20 de agosto pasado, quisimos acompañar a nuestro vecino Fenel Edmond, ingeniero informático, al programa Cuestión de Análisis de Radio UdeC, para hablar sobre las principales limitaciones que afectan a sus compatriotas radicados en Concepción.

 

 

 

*Para escuchar el programa completo debes hacer clic en la siguiente foto y seleccionar fecha 20 de agosto de 2018.

 

Fundación Trabajo para un Hermano cumple 30 años de transformación social

Equipo TPH 1997

La historia de Fundación Trabajo para un Hermano Concepción, a 30 años de su inicio, se cuenta con orgullo. El paso del tiempo parece no intervenir en el espíritu idealista y de transformación social con el que Jorge Tagle cimentó esta idea en agosto de 1988, como una manera de hacer realidad los sueños de personas en busca de superación.

El mentor del espacio, que hoy se enfoca en la capacitación, quiso embarcarse en este proyecto con la finalidad de recaudar fondos para apoyar a emprendedores. Y fue tal el impacto que causó, que los resultados no tardaron en llegar. Mediante su gestión, Tagle logró  proyectos de colaboración con agencias internacionales como la Obra episcopal de la Iglesia Católica Alemana (Misereor). Además, durante su período de funcionamiento se entregó asistencia crediticia a 2000 iniciativas de microemprendimiento.

“Comenzamos bajo el alero del Arzobispado de Concepción, recopilando dinero después de la visita del papa Juan Pablo II, porque yo llegué de Santiago motivado por la Vicaría de la Pastoral Obrera, que ya no existe. Ahora se llama Pastoral del Trabajo. Pero antes la iglesia era más popular, trabajaba con la gente. Así le propuse formar la campaña Trabajo para un Hermano, siguiendo la experiencia de una fundación que ya estaba constituida en Santiago, con el mismo nombre. Nosotros éramos una franquicia solidaria de esa”, recuerda el economista y máster en metodología CEFE (Competencia como base de la Economía a través de la Formación de Emprendedores).

Firma constitución Fundación TPH Concepción en 1991

 

Y no fue hasta 1991 cuando se constituye finalmente en dependencias del Arzobispado de Concepción, la Fundación Trabajo para un Hermano Concepción. “Todos engancharon con la idea y todo el trámite se dio de manera muy ágil. Con la iglesia formamos la fundación y en ese tiempo prestamos plata generalmente a personas de parroquias o derivadas a ellas que requerían de dinero para algún emprendimiento”, cuenta el también facilitador de Biodanza.

 

 

Equipo mujeres TPH 1997

 

Equipo hombres TPH 1997

 

Inauguración Casa TPH Concepción en 2003

 

UN PASO MÁS

Pero la institución sin fines de lucro, que suma 30 años contribuyendo al desarrollo local, al emprendimiento y a la inserción laboral de hombres y mujeres de la Región, no estuvo exenta de cambios. Las circunstancias y el paso del tiempo obligaron a que TPH generara modificaciones en su enfoque. “Hay ciertos programas, intervenciones y apoyos que simplemente fuimos dejando de lado, porque otros empezaron a hacerlo mejor.  Antes el tema de los créditos no existía. Después se forma el Banco del Desarrollo, que fue el primero que instaló una banca de microempresa. Entonces, cuando empezó a crecer eso, creímos que no tenía sentido que siguiéramos prestando plata, cuando la gente podía ir al banco, así que ahora nos hacemos cargo de otras necesidades”, indica Tagle.

Actualmente la fundación se dedica al desarrollo de aprendizajes significativos y capacidades de emprendimiento en personas y comunidades que buscan mejorar sus condiciones de vida. “Como institución lo que más nos importa es la persona. La fundación tiene una característica que es una organización de enseñanza. Hay mucho movimiento de profesionales con ganas de aportar con nuestro trabajo a construir una mejor sociedad”, señala Tania Avilés, actual directora de TPH.

 

Asistentes Cuidadoras para personas en situación de dependencia 2017

 

Auxiliar de nutrición y dietética, 2017

 

TESTIMONIOS VALIOSOS

María Fierro, miembro del directorio TPH

Y es que las oportunidades que esta institución entrega a las personas y comunidades son amplias. Bien lo sabe María Fierro, quien golpeó la puerta de la institución  como jefa de hogar en 2002, y hoy, 16 años después, entra cada día como miembro del directorio. “Vine en busca de oportunidades porque quedé sin trabajo y oí de la fundación. Cuando toqué la puerta, me recibieron con un café y un abrazo. Hoy llevo 15 años aquí trabajando como miembro del directorio”, cuenta.

Otra testigo del trabajo que aquí se realiza es Marcela Gutiérrez, quien postuló a uno de los cursos de TPH “Auxiliar en nutrición y dietética”, que consta de tres meses de clases presenciales y tres meses de práctica laboral.

La participante de este curso financiado por el Servicio Nacional de Capacitación y Empleo (Sence), recuerda con aprecio todo lo que aquí aprendió. “Me enseñaron conocimiento, es cierto. Me enseñaron a ser más profesional en la cocina, pero lo que más rescato de mis profesores es que me ayudaron a ser una mejor persona y a valorarme como mujer primero que todo”, complementa, quien realizó su práctica laboral en el Sanatorio Alemán hasta abril de este año y hoy se encuentra trabajando como ayudante de cocina en la cafetería de la Federación de Estudiantes de la Universidad del Bío-Bío.

 

30 AÑOS DE TRANSFORMACIÓN SOCIAL

Equipo TPH 2018

 

Con su foco puesto en las personas y las comunidades, este espacio ubicado en Barrio Norte, ha sabido permanecer en la escena regional gracias a un trabajo constante y desinteresado. “Yo creo que se debe al compromiso. Jorge Tagle nos regaló esta posibilidad de poner a disposición nuestro trabajo y a desarrollar nuestras habilidades blandas. Para nosotros es fundamental la persona en el ámbito de formación y de práctica laboral. La alegría más grande como equipo es saber que las personas están trabajando y permanecen en sus puestos”, apunta Avilés.

 

Equipo y directorio TPH

 

Finalmente para Tagle es importante mantener este tipo de espacios, porque “siempre hay cosas donde nosotros podemos hacer un aporte. Por distintos motivos, no surge otra gente que lo haga. En Chile son  contadas las personas que hacen esto y siento que nosotros podemos estar ante esas necesidades de la gente”, concluye.

 

DIARIO EL SUR DESTACA LOS 30 AÑOS DE TPH

(Hacer clic  en la foto para leer nota completa)

Diario El Sur

 

 

DIARIO LA ESTRELLA DE CONCEPCIÓN DESTACA LA SEMANA DE ANIVERSARIO DE TPH

Diario La Estrella Concepción

 

 

María Cecilia Gómez: Participante curso “Auxiliar administrativo en TIC’s”

En el marco del “Programa Capacitación en Oficios 2018 – SENCE, Gobierno de Chile” ejecutado por Fundación Trabajo Para un Hermano Concepción, compartimos el testimonio de una de las participantes del curso “Auxiliar administrativo en TIC’s”.

María Cecilia Gómez es una de las protagonistas que ha pasado por nuestra Fundación con el fin único de cambiar su vida gracias a la capacitación en un oficio que le permita la inserción laboral materializada en un puesto de trabajo digno y estable.

Mientras realizaba su práctica en NUTRISERV de la comuna de Talcahuano, María Cecilia nos entregó su testimonio de lo que fue su experiencia a lo largo del proceso.

Mira su entrevista haciendo click aquí.

Enite Faustin: Participante curso “Auxiliar en Nutrición y Dietética”

En el marco del “Programa Capacitación en Oficios” ejecutado por Fundación Trabajo Para un Hermano Concepción y financiado por Sence, compartimos el testimonio de una de las participantes del curso “Auxiliar en Nutrición y Dietética” iniciado en noviembre de 2017.

Enite Faustin es una de las protagonistas que ha pasado por nuestra Fundación, con el fin único de cambiar su vida gracias a la capacitación en un oficio que le permita la inserción laboral materializada en un puesto de trabajo digno y estable.

La joven haitiana de 29 años llegó a Chile en búsqueda de mejores condiciones de vida y de un trabajo que le permita reunir dinero para enviar periódicamente a su madre y a su pequeño hijo, que quedaron en su natal Haití.

en

Una mala experiencia laboral en nuestro país abrió los ojos de Enite y, gracias al apoyo de Fundación TPH y Sence, se atrevió a realizar el curso de “Auxiliar en Nutrición y Dietética”, pues, comprendió que la capacitación en un oficio le daría mayores oportunidades de encontrar un empleo más digno, estable y protegido.

Tras varios meses de capacitación superados de buena forma, visitamos a Enite en su centro de práctica laboral en Clínica Bío-Bío en Talcahuano. Esa sonrisa ancha, felicidad de tiempo completo y discurso optimista, nos deja entrever que se encuentra mejor que nunca.

Te invitamos a revisar su emotiva entrevista haciendo click sobre la imagen:

enite 1

 

¡Presentamos nuestra MEMORIA INSTITUCIONAL 2017!

Amigas y amigos: Con agrado y satisfacción compartimos nuestra memoria institucional, documento que recopila el arduo y dedicado trabajo de nuestro equipo y colaboradores durante 2017.

En sus más de 90 páginas, hacemos un recorrido de atractivo visual donde se relevan las experiencias e historias de nuestros y nuestras beneficiarias y aliados, con quienes nos vinculamos a lo largo de año. Ellos y ellas dan vida  a los cuatro capítulos que componen esta publicación: “Capacitación e Inserción laboral”, “Emprendimiento e Innovación social”, “Transferencia metodológica” y “Trabajo en red y Desarrollo institucional”.

Apegados de manera fiel a nuestra Misión y Visión, nuestro foco son las personas y comunidades que buscan mejorar sus condiciones de vida, para de esa forma, contribuir a una sociedad más justa y solidaria. Precisamente, lo que se refleja en cada página de esta recopilación.

Sin más preámbulo, te invitamos a visitar nuestra MEMORIA 2017, haciendo click en la imagen:

Portada

A las mujeres fantásticas en su día…

Hoy 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer, antes llamado Día de la Mujer Trabajadora, debido a la decisión de la ONU de institucionalizarlo en 1975. La ocasión recuerda y rescata la lucha de la mujer por su participación -en condiciones de igualdad con el hombre- en el trabajo, la sociedad y en su desarrollo íntegro como persona.

En Chile queda mucho por hacer, tareas que las mujeres de las nuevas generaciones deben asumir con fuerza y presión para hacer valer su rol como ciudadanas con derechos. Nunca ha sido fácil, bien lo sabemos. Invisibilizadas en el hogar desarrollando trabajos no remunerados y reconocidos. Dado lo anterior, la incorporación al mundo del trabajo remunerado sigue con pendientes… y no por falta de voluntad o capacidades de las mujeres.

Pese a los significativos avances de los últimos años, las barreras sociolaborales persisten, entre estas: el cuidado de los menores en periodo no escolar, los horarios de trabajo asociados a oficios específicos, la inequidad en las remuneraciones mujer-hombre en un mismo puesto, la falta de oportunidades para ejercer cargos directivos y/o de representación, son algunos de los factores que mantienen y reproducen condiciones que limitan el desarrollo integral de las mujeres, eso, sin mencionar el machismo, violencia intrafamiliar y de género, al que estamos permanentemente expuestas.

Desde la perspectiva del trabajo, a nivel mundial, apenas el 50% de las mujeres en edad de trabajar están representadas en la población activa, frente al 76% en el caso de los hombres. En Chile, sólo un 48% de las mujeres tiene trabajo remunerado.

Socialmente, la incorporación laboral de las mujeres no se ha visto acompañada de una reorganización de las funciones en el ámbito doméstico. Es muy marcada la desigualdad en las responsabilidades asumidas por hombres y mujeres en las labores de cuidado de la familia. Una vez insertas en el mundo del trabajo, se enfrentan a una situación de doble jornada laboral, lo que va en directo desmedro de la permanencia en el tiempo en un empleo formal, dado el desgaste y cansancio físico y emocional que implica esta situación.

Sabemos el impacto positivo que tiene en la vida de una mujer y de su familia, acceder a un puesto de trabajo estable, digno y protegido, en términos de la OIT (Organización Internacional del Trabajo), un “trabajo decente”. Lo escuchamos de sus propias bocas cuando finaliza alguno de los Programas de formación e inserción laboral que desarrollamos y, eso, nos motiva y compromete a seguir trabajando y contribuyendo a su bienestar, plenitud, autonomía, empoderamiento y felicidad.

Tenemos mucho por avanzar, pero es posible. Saludamos en su día a todas las mujeres fantásticas.

Erna Ugarte Romero

Directora Ejecutiva Fundación Trabajo para un Hermano

Universidad del Bío-Bío certifica a profesionales de TPH participantes en cursos del Programa Aprendizaje Servicio

La actividad enmarcada en el convenio amplio de colaboración suscrito entre ambas instituciones, tuvo su coronación con la certificación de profesionales que aprobaron los dos cursos dictados durante 2017.

Dos talleres de 16 horas pedagógicas cada uno fueron desarrollados por el Programa Aprendizaje Servicio (A+S) de la Universidad del Bío-Bío a profesionales y facilitadores de Fundación TPH Concepción.

En una íntima ceremonia, el equipo recibió su merecido reconocimiento por aprobar los cursos de “Estrategias para el Aprendizaje” y “Recursos Didácticos para el Aprendizaje”, ambos dictados por Raúl Arriagada, docente UBB y, quien se mostró satisfecho y dichoso por el esmero y compromiso de las y los participantes.

“Esta iniciativa partió como una conversación y empezamos a ver la manera de concretarla. Lo propuse a TPH y gustó. Más que clases, esto fue una tertulia, una conversación participativa, en la que todos aprendíamos. Felicito a mis estudiantes ‘profesionales’”, señaló Arriagada.

Benito Umaña, Decano de la Facultad de Ciencias Empresariales (FACE) de la casa de estudios penquista, estuvo presente en la certificación y, en sus palabras, relevó la importancia que tiene para la Facultad vincularse con el “mundo real”.

“La verdad es que nos sentimos parte de la casa (TPH). Sentimos que este trabajo con TPH se ha  acentuado en el último tiempo, porque nos nace la necesidad de vincularnos con la comunidad y con ustedes… además porque varios de nuestros estudiantes hoy son parte de la institución”, manifestó Umaña respecto al importante número de profesionales de la Fundación que precisamente pasaron por las aulas de la UBB.

Cabe mencionar que Aprendizaje Servicio se enmarca en el Programa de Mejoramiento UBB 1402, y busca desarrollar las competencias profesionales de los alumnos a través de la vinculación con socios comunitarios, e  instituciones sociales y económicas ligadas a la promoción del desarrollo local y regional. En esta oportunidad, Fundación Trabajo para un Hermano fue beneficiaria de estas capacitaciones en su papel de socio comunitario de la universidad.

Con regocijo y unidad culmina Taller de Psicología Positiva dirigido a equipo del Cread El Arrullo del Sename

La iniciativa parte de la oferta de cursos y talleres de Fundación TPH en Convenio Marco -Mercado Público- y dirigidos al desarrollo organizacional de reparticiones públicas y privadas, benefició a  funcionarios de la planta administrativa y profesional de este centro de protección a menores, ubicado en Concepción.

Cinco jornadas de ocho horas cada una consideró este taller desarrollado por el facilitador Sénior en CEFE, Jorge Tagle y, por la psicóloga de nuestra Fundación, Tamara Elso, quienes a través de dinámicas teórico-prácticas y experiencias vivenciales, apuntaron al mejoramiento del clima laboral y del trato directo de trabajadores a los niños atendidos en el hogar.

“Trabajamos con varias herramientas para contribuir al bienestar, al autocuidado, al fortalecimiento de hábitos que tiendan al buen trabajo y a la mejor convivencia. Todo, a través de sesiones de biodanza, ejercicios CEFE y otras dinámicas generadoras”, acotó Tagle.

“Aportamos a la relajación y al positivismo grupal para que puedan compartirlo con los niños con los que trabajan. Con el correr de la sesiones, las/os participantes se fueron conectando y lograron reconocer sus aspectos positivos y los de sus compañeras/os”, agregó Elso.

Por su parte, Lorena Godoy, Jefa Técnica del Cread El Arrullo, en tanto, valoró esta experiencia, pues se trató de “una iniciativa que llegó de manera muy genuina a las personas y que les permitió conectarse con sus emociones y, eso aumenta de sobremanera su bienestar en el trabajo y en su vida”.

Entre los protagonistas y beneficiarios de este taller estuvo Juan Pablo Rodríguez, Asistente Social en el centro del Sename, quien manifestó que “fue una muy buena instancia que nos permitió crecer como grupo, conocernos, valorarnos y entendernos. Esto, repercutirá positivamente en nuestra relación laboral”.

“Me voy encantada, me gustó mucho porque me permitió reencontrarme conmigo, fluir, conocer a mi colegas fuera de la rigidez de la oficina, ver la vida de una forma diferente porque hay cosas que olvidamos en nuestro día a día y son fundamentales para nuestro bienestar”, relató por su parte Yasna Toledo, educadora de trato directo en Cread El Arrullo.

En definitiva, todo el grupo termina esta experiencia con la satisfacción a tope, esperando tener a futuro nuevos espacios que contribuyan a su bienestar personal y al clima laboral en general.

FOTOGALERÍA | Participantes del curso “Asistente de Cuidados a Personas en Situación de Dependencia” visitan hogar de ancianos

Hace algunos días, las participantes del curso tuvieron su primer acercamiento con la realidad del oficio que escogieron para capacitarse y desempeñarse laboralmente, pues visitaron las instalaciones del Hogar San José Obrero de Hualpén, establecimiento dedicado al cuidado de adultos mayores en situación de dependencia.

Durante la visita técnica, las participantes pudieron interactuar con los residentes y ponerse al servicio de ellos y del personal que trabaja en el lugar. Acompañamiento, contención, caminatas, alimentación e higiene, fueron algunas de las actividades desarrolladas en la jornada.

Cabe mencionar que esta iniciativa se enmarca en el “Programa Servicios Sociales Subsecretaría del Trabajo – Ministerio de Desarrollo Social, Red Local y Cuidados 2017, Gobierno de Chile”.

Fue una provechosa jornada que compartimos a través de este emotivo álbum fotográfico.

*Por disposición del Hogar San José Obrero, se omiten fotografías de primeros planos -de frente- de sus residentes*

 

En masiva ceremonia Fundación TPH certifica en dos oficios a 45 personas de la Provincia de Concepción

Dos cursos de Vendedor/a Integral y uno de Manipulación de Alimentos fueron desarrollados por Fundación Trabajo para un Hermano en la Provincia de Concepción. El proyecto fue financiado por el “Programa Servicios Sociales 2017, Subsecretaría del Trabajo – Gobierno de Chile”.

En una solemne y festiva ceremonia celebrada el pasado jueves en el Hotel Terrano de Concepción, TPH reconoció el esfuerzo y certificó en el oficio de Vendedor/a Integral a 25 personas y, en el de Manipulación de Alimentos a otras 20 que concluyeron con éxito su proceso de capacitación y práctica laboral.

Hasta el momento, del total de 45 personas certificadas, 36 ya han alcanzado la inserción laboral, cifra auspiciosa que fue destacada en el evento iniciado con el saludo y parabienes de Erna Ugarte Romero, Directora Ejecutiva de Fundación TPH, quien apuntó al esfuerzo, perseverancia y motivaciones personales de las y los participantes, como factores clave para concluir de buena manera este desafío iniciado en junio. De igual forma, las y los instó a seguir firmes y realizados en su renovada vida laboral.

En representación del Seremi del Trabajo de la Región del Biobío, Rodrigo Alarcón, fue Antenor Uribe, Director de la Dirección de Crédito Prendario, quien entregó unas fraternas palabras en las que reconoció a cada una de las personas certificadas.

“Yo me siento inmensamente feliz por los frutos de esta alianza público-privada. Sabemos que ustedes recibieron las herramientas y competencias idóneas para que obtengan un mejor empleo, de mejor calidad, que en definitiva les permitirá mayores ingresos para tener un mejor pasar en la vida y ayudar a sus familias. Felicito a cada una y uno de ustedes por el esfuerzo realizado, porque este es un tremendo gesto de responsabilidad y superación”, expresó Uribe.

Tras la emotiva entrega de certificados a los tres cursos mencionados, el broche de oro de la ceremonia llegó de la mano de Verónica Riquelme, quien en representación de las y los beneficiarios del programa, ofreció un sincero discurso en el que agradeció esta oportunidad que desde ya está cambiando su vida de manera positiva.

“Hoy no celebramos el fin del proceso, sino el comienzo de muchas oportunidades. Gracias a TPH y los facilitadores por enseñarnos que los límites están sólo en nuestra mente. Gracias a mis compañeros por su simpatía y cariño… Gracias a todo lo aprendido alcancé la inserción laboral en Falabella”, destacó con orgullo la vendedora integral que se desempeña en la tienda ubicada en el Mall Plaza del Trébol.

De ahora en más, el equipo de Gestión Laboral de Fundación TPH seguirá contribuyendo a la permanencia en el mercado laboral de las y los beneficiarios del programa en la Provincia de Concepción.